Jueves, 21 Setiembre 2017
Last News
Casa » Atentado en Manchester: la policía interroga a once sospechosos

Atentado en Manchester: la policía interroga a once sospechosos

28 May 2017

Tras el atentado del lunes en Manchester que dejó a 22 muertos y a 59 heridos, el gobierno libio de Unión Nacional (GNA) anunció este jueves que "cooperará de forma intensiva y estrecha" con el gobierno británico en las investigaciones.

¿Quién fue el responsable de este derramamiento de sangre?

Desde Trípoli, Ramadan Abedi desmintió versiones de que hijo fuera violento y afirmó que era inocente de los trágicos hechos sucedidos en el Manchester Arena, durante un concierto en Ariana Grande, donde murieron 22 personas.

La policía británica trabaja con la principal hipótesis de que Abedi, un joven estudiante nacido en Inglaterra que había regresado de un viaje a Libia en los últimos días, no actuó como un lobo solitario, sino que otras personas le ayudaron a hacer estallar un artefacto casero a la salida de un concierto de Ariana Grande.

Los esquemas de la investigación policial filtrada por medios de EEUU dibujan un anillo casi perfecto alrededor del atacante, Salman Abedi, salvo por una brecha que les salvó la vida a quienes quedaron en ella. "Su padre quería que se quedara en Libia".

El Estado Islámico se atribuyó la responsabilidad de lo que llamó una venganza contra los "cruzados", pero parece haber contradicciones en su relato de la operación.

Según las mismas fuentes, el hermano de Abedi ha asegurado que Salman aprendió a fabricar explosivos él solo a través de internet y que su objetivo era "lograr la victoria para el Estado Islámico", el grupo terrorista que reivindicó el atentado.

Abedi comenzó sus estudios de negocios y gerencia en la Universidad de Salford, en Mánchester en 2014, pero una fuente dijo a la agencia Press Association que abandonó después de dos años, sin obtener el título.

La primera ministra, Theresa May, dijo que "una gran cantidad de acciones de la policía" y varias detenciones llevaron a las autoridades a decidir que se redujera el nivel de alerta.

Tras el atentado del lunes, el peor en la historia de Manchester, el Gobierno británico ha elevado a "crítico", el más alto, el nivel de alerta terrorista, y ha desplegado a un millar de soldados para asistir a la policía en sus labores de vigilancia.

Por la tarde, fue detenido un quinto sospechoso en relación con el ataque en una calle de Wigan, a unos treinta kilómetros al oeste de Manchester, mientras cargaba con un paquete sospechoso.